Archivo de la etiqueta: cerne

Montamos la cuna.

Esta tarde al salir de trabajar papá y mamá han ido a por mi cuna.

Y claro, papá no se ha resistido y al llegar a casa la ha montado, con la mínima ayuda de mamá, Obi y Yoda.

papa-cuna

Aquí veis a papá cuando empezó a montar la cuna. Al ser portuguesa no sabía por donde empezar. Nada que ver con Ikea, que viene todo muy bien explicadito!!

papa-cuna-instrucciones

Aquí estaba leyendo por quinta vez las instrucciones.

mama-obi-cuna

Mamá y Obi y yo ayudando a papá revisando la junta de la trócola de la cuna… o más bien entorpeciendolo! Jajjajja

papa-cuna-casi casi

Y esto va tomando formaaa!! y vaya forma!!!

papa-cuna2

Papá ya casi lo tiene y mamá, Obi y yo tirados en la cama!

CUNAmama cuna

Y la cuna ya está. Mañana mamá en un ratito seguro que le saca alguna foto mejor para que la veais.

¡Gracias! Me encanta!

Algunos momentos especiales que he sentido aquí dentro.

Desde que estoy aquí dentro a mamá y a papá les han pasado muchas cosas… Pero ha habido días y momentos que quiero contaros porque sentí cosquillas en la barriga…

El primer momento fue por parte de papá, el día que se hicieron el test de embarazo en casa , papá me hizo sentir especial, única, fue un día genial y yo desde aquí lo sentí.

El momento de decirselo a los abuelos y a la tia Chus fue genial!!!!

El siguiente momento lo vivimos los 3 juntos, en la primera visita al médico, cuando me vieron, y sobretodo cuando escucharon mi pequeño corazón… mamá y papá en ese momento lloraron de emoción, de satisfacción de alegría, fue otro gran momento de estos 6 meses.

Otro gran momento fue cuando la abuela Mamen les regaló lo primero para mí, mamá se puso feliz y papá no paraba de sonreir al ver los bodys tan pequeñitos, y el trajecito de punto blanco, porque no sabían que era una niña.

El cuarto momento especial lo vivimos mamá y yo solas, cuando mi madrina Tania vino a ver a mamá cuando salió del hospital, y con su sonrisa, ánimos, alegría… hizo que mami olvidase los malos momentos de esa última semana, y la hizo reir, sonreir y hasta comer un poquito. Mamá decidió en ese momento que ella sería mi madrina.

El día que la tia Chus nos regaló las zapatillas deportivas mamá sintió muchisima felicidad, no paraba de sonreír, y yo también.

El siguiente momento especial lo vivimos cuando me sintieron por primera vez!!! Qué emoción!!!!!!

El primer día en la playa fue un momentazo de unión entre mami y yo.

Cuando nos enteramos de la llegada de mi prim@ (espero que sea niña como yo para jugar a las muñecas y que no me de balonazos) fue especial, muy especial, ya nunca más iba a estar sola en casa de los abuelos Pepe y Tere.

¿Todo esto por qué os lo cuento? Porque mamá ella sólo ella… ha vivido un momento que jamás va a olvidar en estos últimos días… Hace años, muchiiiiiiiisimos, por lo que me contó, vió en el escaparate de una tienda portuguesa una cuna que le llamó especialmente la atención, ella era una niña tendría 15 o 16 años, pero entró en la tienda, la tocó y le dijo a la bisabuela Carmen que cuando tuviera un hijo le gustaría que durmiera en esa cuna. La cuna no tenía nada distinta o especial, era una cuna clásica, de madera maciza, mamá se enamoró de esa cuna y año a año  siempre que pasaba por delante de la tienta la miraba, entraba… a sus amigos, a su familia, y sobretodo a papá le decía que ella quería esa cuna…

Pasaron los años, 11 años, ni más ni menos!! y aparecí yo, evidentemente mami y papi lo primero que hicieron fue ir a ver si la cuna seguía existiendo, y sí la cuna estaba allí, como siempre la había recordado mamá, y seguía igual de enamorada. Las circunstancias de la vida convencieron a mamá que tal vez no era el momento de comprar esa cuna, que había cunas igual de bonitas más económicas, que total yo no me iba a enterar (eso es una mentira que yo me entero de todo!!!) al final y con dolor, mucho dolor, mamá se resignó a que ya comprarían en su momento otra cuna… pero mamá, que es una persona con mucha fe, no encargó ninguna…

Pues el otro día llamaron a mamá de la tienda, y le pidieron que pasará por allí. Simplemente querían saber cuándo la ibamos a recoger, para tenerla lista. ¡LE HAN REGALADO LA CUNA! Un gran momento para mi mamá, que a mi me hace superfeliz.

Cuando papi y mami la preparen en nuestro dormitorrio le sacamos una foto y os la enseño… es de princesa!!!

Besos desde aquí, cada día soy más feliz.