Archivo de la categoría: Experiencias Intrauterinas

La carta de mi mamá.

“Querida Victoria,

ya estás aquí, con todos nosotros, al fin tras 40 semanas justas, cuando pasaba sólo una hora del día, decidiste dar la patada certera,  gracias a la cual ahora estás aquí.

LLegaste al mundo tras 10 horas de duro trabajo con la cabeza alta, erguida, mirando al  cielo, y así quiero que sigas el resto de tu vida, orgullosa de ser quien eres, de donde vienes, que nadie haga que agaches esa cabeza, no permitas que nadie te humille, y recuerda hija, eres Victoria Fernández López, nacida el 22 de Septiembre del año 2009, a las 11:35 de la mañana en el Hospital USP Santa Teresa de la ciudad de La Coruña, en un maravilloso día soleado con 26 grados de temperatura, el sol reflejó en tu cara nada más salir. LLegaste con el otoño, para llenarnos de vida a todos. Pesaste 3,680gr y  mediste 51cm. Has nacido para ganar y así lo has demostrado ya.

Como le dije a tu padre en su día, hoy es tu día:  Victoria ¡gracias por existir!

Empezamos nuestro futuro juntas.

Te ama, tu madre:

Alejandra”

Mamá, en el momento que menos te lo esperes…

mamaguapa

Hola mamá! Te he notado muy alterada porque dices que no quiero salir, y estas muy equivocada! Estoy cansada de nadar aqui dentro! No quiero estar aqui ni un minuto más! Pero las cosas llevan su tiempo, y el cuerpo humano es sabio! Además, voy a salir con ombligo y pronto, que no soy kyle XY! No deseo otra cosa que darte mi primer llanto y estar al fin juntas abrazadas las dos. Quiero que estés tranquila y preparada para nuestro momento! y Papá… no quiero perder detalle de cuando me pongan en sus brazos, que, como dice el disco ese de Melendi: “Curiosa la cara de tu padre”.

Mamá! quiereme! que yo estoy contigo! Yo tambien quiero verte!!! Te quiero!!!! Ah! Y de mayor quiero ser tan guapa como tu!

Un pozo negro y oscuro…

sí, sí, increíble, pero así se siente mamá porque yo no salgo. Imagino que todas las mamás que lleváis desde hace más de 15 días esperando el momento la entenderéis, yo no la entiendo para nada, aquí se está tan bien, que para qué salir.

Si es que mamá, ha hecho de todo, subir y bajar escaleras durante horas, caminar hasta el agotamiento absoluto, estimularse los pezones, practicar sexo, comer picante, saltar, bailar, dormir, descansar, esperar a la luna nueva, enfadarse y nada, yo no entiendo esas señales, es que no estoy preparada, lo siento mamá. Así que esta mañana, tras una llantera sonada, mamá ha decido enfadarse, no me habla, se ha cansado de esperarme. Lo último que me ha dicho es que salga cuando me de la gana y ahí ella será feliz.

El médico me ha dado un ultimatum también, si en martes 29 no he salido por mi propio pié, será él quien me saque a la fuerza. Y mami ya se ha resignado. oscuridad

La suerte de mis papis es algo dudosa, los que los conocéis lo sabéis, pues hoy mamá ha asumido esto también, que con la suerte negra que tienen, tampoco podrán disfrutar de un parto natural y tranquilo, solo piden que dentro de la medicalización y lo que los doctores consideren todo salga bien, aunque ya les han dicho que será un parto largo, en el sanatorio ingresadas varios días, medicalizado, con el doble de dolor… ¿cómo va a estar mamá?

Papá la anima, y le cuenta que si a mi me encargaron con Papá Noel, tal vez llegue el 25 de septiembre, pero no hay manera, mamá no lo escucha, sólo llora, está muy irascible y enfadada conmigo y con el mundo. La suerte tampoco nos va a acompañar para esto, pero mami, me llamo Victoria, y tendré que venir al mundo heóricamente…

Ya se está acabando…

… amigos nuestros, que nos leeis, y nos seguis, que habéis apoyado a mis papás en todo momento, nos habéis animado en los peores momentos, y que habeis hecho que mamá se sintiera bien cada día, esto se acaba. Oficialmente hoy mamá cumple sus nueve faltas, sus nueve lunas, entramos en el noveno mes, el definitivo.

Ha sido una andadura muy dura para los tres, llena de cambios casi casi diarios, al principio casi nadie apostaba por mamá y por mí, pero yo he luchado para que nadie me diga que no me merezco mi nombre y al final, he llegado hasta aquí, con la ayuda de mi mami, mi papi, mi abu Mamen, la familia y todos nuestro amigos.

Yo se que mamá va a extrañar mucho sentirme suya, porque ahora somos solo ella y yo, con nuestra intimidad, yo desde aqui dentro se lo que le pasa en cada momento y ella me siente y sabe absolutamente todo de mi. Me quiere más que a nada ni a nadie en el universo, y lucha cada segundo porque al salir me encuentre un mundo lleno de sonrisas. Nos ha costado mucho mamá. Pero ahora nos queda disfrutar del resto de nuestras vidas juntas. Ahora viene lo mejor mamá, crecer juntas, tú como mamá y yo como tu niña. Me tienes que enseñar todo, absolutamente todo. Te voy a querer muchísimo  y siempre vamos a ser una, porque así es. Es nuestro destino.

amanecer

Papá, en cambio, desea sentirme suya, soy su niña mimada, el amor de su vida, por lo que lucha desde hace meses, para verme la carita, jamás va a sentir lo mismo por nadie. Él no me tiene dentro, por eso desea que salga a cada momento, a cada instante, porque cuando salga ya seré más suya que de nadie, y lo voy a adorar tanto…

Estamos en el final de una etapa y en el principio de otra, el ocaso de nuestras antiguas vidas, el amanecer de la nueva, en la que ya jamás seremos tres, a partir de ahora seremos uno, para siempre los tres.

Semana 38

Oficialmente hoy llegamos a la semana 38.

Mamá está muy bien, con la bajada de temperaturas le ha bajado la hinchazón de los pies, se siente ligera, de momento, pero siente muchas ganas de que llegue. Su salud es muy buena, no tiene a penas anemia, y está como un toro preparada para mi llegada. Pero está inquieta, como yo, arregla la habitación continuamente, mi cuna 100 veces al día, hoy se le ha dado por limpiar las figuras de Swarovsky, mira el armario, cambia la posición de los faldones, revisa los cajones, revisa los pañales, así está todo el día, no tiene sueño, lee, habla sin parar… en fin un agobio. Me está estresando, la verdad. Tiene contracciones durante todo el día y parte de la noche, unas le duelen, otras no, pero así está.

Papá está bien, cansadito de la espera, con ganas de verme, pero todas las noches juega conmigo, y me encanta. Yo ya se que cuando mamá se va a la cama de un momento a otro voy a escuchar “Vitoooooooooo” y es mi papá, avisandome de la hora de los juegos, empezamos con patadas y cachondeo, hasta que mamá se cansa de aguantarnos. Papá es mi favorito.

Y yo… pues muy bien, muy activa, muy apretada, muy contenta… vamos que de momento no me muevo. Mido 48-50cm y peso 3kg más o menos, cada vez bajo más y aprieto a mamá.

Bebe

La Cigüeña ha salido de Paris

Mamá y sobretodo papá, además de abuelos, tios y padrinos, están ansiosos por ver mi carucha arrugada de recién nacida y poder (a pesar de la gripe A) abrazarme y besarme. Esto hace que mamá esté ansiosa, empieza a tener presión, y está algo triste, porque tanto por ella como por mí ya estariamos juntas disfrutando de la vida.

cigueña

Ayer pensaron que era el día, mamá sintió molestias desde las 11 de la mañana, con contracciones, dolores de riñones y de regla, así que papá a las 10 de la noche decidió acercarse al sanatorio, a ver si es que yo estaba en camino. Cogió todo lo necesario y con una sonrisa en la boca hacia allá fueron. La cara de papá cuando la matrona nos dijo que eran molestias de borramiento del cuello del utero era un poema, para que éste se ablande y empiece a borrrarse, y que pueden durar de una semana a diez días. Es decir, estamos en el inicio del trabajo de parto o pre-parto. Las características principales son:

  • Mamá cada día respira mejor, porque estoy dejando de apretar sus pulmones.
  • Hace ya 15 días que mami expulsó el tapón muchoso
  • Yo me muevo menos, doy patadotas fuertes, pero en general me muevo menos.
  • Mamá no para de recoger y limpiar mis cosas.
  • Cada vez las contracciones son más continuadas y me aprietan más.

Así que tras una visita relámpago a la matrona, nos volvimos a casa, papá muy triste, y mamá con mucha vergüenza.

En casa mamá siguió con molestias toda la noche, y aun ahora, pero ya sabe que puede estar así hasta la fecha provable de parto (21 de Septiembre), así que está tristona, pero ya se irá animando cuando pase la soleada mañana, además anoche, tras mucho esfuerzo, para que se animaran, jugue un buen rato con ellos.